V Concurso de Cohetes de Agua

Agua, Aire e Imaginación. Estos son los ingredientes que nuestros futuros astronautas ponen en sus proyectos.
Se trataba de preparar el V Concurso de Cohetes de Agua organizado por la NASA, del cual son finalistas varios de nuestros alumnos. Durante el período de votaciones online, nuestros alumnos de 1ºESO y su profesor decidieron bajar un día al patio y poner en práctica conocimientos de Ciencias, Física, Matemáticas y Tecnología.
La experiencia fue sensacional puesto que, por fin, pasamos de los diseños sobre plano, al proceso de construcción y posterior puesta en marcha.

Con la tercera Ley de Newton de fondo, los cohetes funcionan bajo el principio de acción y reacción. De forma sencilla, lo que haremos será generar presión dentro de la botella introduciendo aire con un compresor o una bomba de inflar. Esta presión llega a un límite (según las características del plástico de la botella) y cuando esto ocurre, esa presión va a salir por algún lado. El corcho es la parte más débil del cohete así que será la salida de escape.

De esta manera, toda la presión se verá liberada por el orificio de la botella con un impulso muy veloz, así que tengan cuidado con el lugar al que apuntan la botella. Saldrá el agua a con la misma presión (acción) y ascenderá la botella para compensar la fuerza generada (reacción).

Parece un juego de niños pero la dificultad radica en calcular la parábola perfecta con el combustible imprescindible (agua) para que el conjunto pese lo menos posible y ascienda más rápidamente. Toda una maravilla de la Física al alcance de todas las edades. ¿Te atreves a probarlo en familia? Diversión asegurada.
Toda una experiencia.