ESCUELA DE MUSICA ALBORADA

Los beneficios de la música por todos son conocidos son independientemente de la pura cuestión musical, y del disfrute de la actividad y lo que esta representa para la tranquilidad y el engrandecimiento del espíritu.

Está demostrado que la música participa muy activamente en el desarrollo psíquico, físico y social de los más pequeños, de ahí que muchos padres matriculen a sus hijos en actividades musicales, no con la intención de que en un futuro sean músicos profesionales, sino para que disfruten de la música y se beneficien de los múltiples parámetros que puede aportar al desarrollo del niño, ya que está demostrado por innumerables estudios a nivel internacional que la actividad musical a muy temprana edad, es capaz de potenciar el desarrollo neurológico y determinadas áreas cerebrales responsables entre otros por ejemplo del conocimiento abstracto, al cual también pertenecen las matemáticas llevando esto al desarrollo de una forma de pensamiento ordenada y bien estructurada.

 

Simultáneamente complementamos la formación con la metodología ABRSM (Asociación de Las Escuelas y Reales Conservatorios del Reino Unido), con quienes la Escuela tiene un concierto por el cual los alumnos que lo deseen tienen la posibilidad de dar un carácter oficial a sus estudios, obteniendo la prestigiosa titulación del conservatorio del Reino Unido que se desplazará desde Londres al Colegio, en diversas convocatorias anuales, tribunales examinadores para tal fin.

Pensando en ello, y para los más pequeños, desde Educación Infantil contamos en la que mediante actividades lúdico musicales orientadas a la comprensión rítmica y auditiva, desarrollo expresivo y comunicativo, acercamiento a la grafía musical y a la práctica instrumental (con instrumentos de pequeña percusión, escuchas de grabaciones, baile, canto de canciones, reconocimiento de los distintos timbres de los instrumentos musicales…) .

Utilizamos la música como vehículo para desarrollar la creatividad, el oído musical, la atención, la escucha, la capacidad de la memoria (mediante ejercicios progresivos) la expresión corporal, desarrollo lingüístico, prestando una especial atención al trabajo de la psicomotricidad y la coordinación del niño así como las actividades en grupo, fomentando de esta manera el respeto a sus compañeros, sociabilidad con el entorno, el orden, etc., de manera que sentir, expresar y crear, serán las palabras clave en esta disciplina.”.

Ficha Escuela Música y Danza